¿Cómo garantizar las buenas prácticas constructivas?

Los nuevos ladrillos cerámicos huecos termoeficientes DM20 contribuyen en la construcción de edificios sustentables, promoviendo importantes ahorros de energía en climatización.

 

 

Las buenas prácticas constructivas garantizan una mejor calidad de vida para quienes habitan las viviendas, al tiempo que contribuyen de manera notable en el cuidado del medio ambiente.

 

Los ladrillos termoeficientes DM20 permiten construir envolventes más eficaces en materia de ahorro energético, sin necesidad de incorporar aislamiento térmico adicional. Según la Dra. Arq. María Belén Salvetti, miembro del Departamento de Sustentabilidad del Grupo UNICER: “Su diseño ayuda a conservar la temperatura de los ambientes más estable, consumiendo menos energía en climatización. Estos ladrillos representan una mejora de un 40% en la aislación térmica de los muros, si se los compara con los ladrillos cerámicos huecos de 18x18x33cm. La aislación térmica alcanzada es equivalente a construir un muro doble con 4cm de aislación térmica. Además, permiten garantizar el cumplimiento de las exigencias actuales en materia de eficiencia energética a nivel nacional”.

 

Los DM20 simplifican el proceso constructivo; reduciendo tiempos y costos de materiales y mano de obra. Representan el último avance en la construcción con ladrillos cerámicos huecos y junto con otros productos industrializados, que han aparecido en el mercado en los últimos años, forman parte de lo que denominamos la “evolución del sistema constructivo tradicional”.

 

Los morteros preparados, de aplicación en manga, son un aliado en la construcción de muros con ladrillos cerámicos huecos termoeficientes. Estos morteros no requieren que los ladrillos sean humedecidos previamente, y dado que se aplican en capas milimétricas, reducen la incidencia de los puentes térmicos de las juntas horizontales.

 

Además, permiten acelerar los plazos de obra ya que no hace falta preparar la mezcla in situ. Y como se trata de productos industrializados, garantizan la correcta dosificación de los materiales que los componen y permiten al profesional tener un mayor control del consumo de los materiales en obra.

 

Acerca del Grupo UNICER

 

UNICER es un grupo nacional conformado por seis empresas fabricantes de ladrillos cerámicos, creado en 1995, con la misión de ofrecer a sus clientes un servicio de excelencia a nivel integral. Su principal compromiso se basa en la concientización de un sistema constructivo eficiente que pondere la innovación y la calidad del ladrillo cerámico. La ubicación estratégica de cada planta industrial responde a una extensa red de distribución comercial, para satisfacer la demanda del producto a lo largo y a lo ancho del país. Se trata de las firmas Later-Cer (Pilar), Cerámica Quilmes (Quilmes), Palmar (Córdoba), Cerámica Cunmalleu (Rio Negro), Cerámica Fanelli (La Plata) y Cerámica Rosario (Rosario).